jueves, 7 de junio de 2007

El ALBA apunta hacia la creación de su Banco.

La Alternativa Bolivariana para las Américas (ALBA) cuenta desde hoy con 60 días para la creación de un banco que le permitirá apoyar esquemas de desarrollo acordados entre los países miembros.
El establecimiento de esa institución fue acordado por la primera reunión del Consejo de Ministros del ALBA, celebrada la víspera en esta capital y que fue clausurada por el presidente venezolano, Hugo Chávez.
La creación del Banco del ALBA quedó plasmada en un Memorandum de Entendimiento firmado por los cancilleres de Cuba (Felipe Pérez Roque), Venezuela (Nicolás Maduro) y Bolivia (David Choquehuanca) y Paul Oquist, alto funcionario de la presidencia de Nicaragua.
La idea es centralizar nuestros recursos y aumentar nuestra capacidad de ahorro e inversión con el propósito de progresar hacia el desarrollo sostenible, indicó el viceministro venezolano del exterior, Rodolfo Sanz, al resumir los resultados de las discusiones.
En los próximos dos meses, expertos de los países miembros definirán los estatutos, la composición financiera y demás aspectos del Banco, que tendrá un papel fundamental en la ejecución de los proyectos Gran-Nacional aprobados en la V Cumbre del mecanismo de integración.
La sesión del Consejo de Ministros también acogió una propuesta del presidente de Venezuela para el establecimiento -y funciones- de una Secretaria Permanente del ALBA.